INGREDIENTES

Acido hialurónico natural: Sodium hyaluronate

El ácido hialurónico es la estrella de los tratamientos antiarrugas. Está presente en la piel, pero con el paso de los años, su nivel se reduce paulatinamente. Es considerado como uno de los mejores activos hidratantes que existe hoy en día. Entre las propiedades del ácido hialurónico destaca que mantiene la piel firme y elástica, además de favorecer la producción de colágeno.
El ácido hialurónico de bajo peso molecular (20.000 – 50.000 Dalton) penetra más profundamente en la piel y tiene más efecto anti-arrugas y anti-edad. Solamente un peso molecular tan reducido es idóneo para garantizar su eficacia antiarrugas y capacidad de penetración. Una de sus principales funciones es la de retener el agua en la matriz intercelular del tejido conectivo. Esta capacidad de retención de agua contribuye de manera significativa a la elasticidad de la piel. El ácido hialurónico de bajo peso molecular ayuda a ralentizar el envejecimiento de la piel y mejorar sus propiedades viscoelásticas. Es capaz de rellenar las arrugas desde el interior y reducir a arrugas profundas y patas de gallo.

Nuestro Ácido Hialurónico es de origen biotecnológico y NO procede de origen animal. Es obtenido a base de fermentación de peptona de trigo, extracto de levadura y glucosa. La glucosa y peptona de trigo son de origen vegetal, el extracto de levadura procede de fermentación. En el proceso de producción NO se utilizan organismos ni materia prima modificada genéticamente.

Otros ingredientes

Neathea