INGREDIENTES

Aceite esencial de manzanilla romana: Chamomilla Recutita Essential Oil 

Destilación al vapor de los brotes de la flor de la manzanilla.

Este tipo de manzanilla ha sido utilizada en Europa como remedio natural durante más de 2000 años, especialmente en el mediterráneo. Fue muy usada por los egipcios y los moriscos, además fue una de las nueve plantas sagradas de los sajones.

Es una planta herbácea perenne pequeña y fornida de hasta 25 cm de alta con hojas plumosas y su flor es similar a la margarita y más grandes que las de la manzanilla de castilla (alemana) y su olor recuerda a la manzana.

Su aceite esencial es de color azul pálido amarillento con un aroma herbáceo, frutal, cálido y dulce.

El aceite esencial de manzanilla es un aceite polivalente. Tiene un efecto balsámico y vigorizante sobre los sentidos que ayuda a combatir los problemas de la piel, las articulaciones y las molestias derivadas del aparato digestivo y los nervios. Comúnmente en aromaterapia se utilizan dos tipos de manzanillas, la romana y la de castilla o azul. Estas se diferencian en que la manzanilla de castilla tiene un poder antiinflamatorio más potente que la romana. Ejerce un efecto calmante en la piel dañada o agredida.

Lo puedes encontrar en la crema facial para Pieles Sensibles con Caléndula y Aloe.

Otros ingredientes

Neathea